Como existen alimentos que ayudan a tu salud bucal también existe lo contrario. Una de las bebidas alcohólicas más masificadas en Chile es la Piscola, una mezcla de Pisco y Coca Cola (ambas en una gran cantidad de versiones diferentes), pero lo que muchos no saben u obvian es que estos dos elementos separados son nocivos para la salud bucal, pero juntos son una bomba de problemas para tus dientes, entérate acá de las consecuencias, en tus dientes, de esta mezcla muy querida por muchos.

El alcohol en tu boca

¿Buscando un
dentista de calidad?

VER DENTISTAS

Las bebidas alcohólicas afectan tu boca de varias formas, secan tu boca debido a que disminuyen la secreción de saliva y la hacen más vulnerables, también es asociada al origen de problemas en las encías como enfermedades gingivales y periodontales.

La aparición de caries es una consecuencia negativa derivada directamente del consumo excesivo de alcohol, la ingesta desproporcionada de azúcar es nociva para el esmalte de nuestros dientes. Dicha azúcar se acumula en forma placa bacteriana, que agrede el esmalte y fomenta la manifestación de caries.

Las bebidas gaseosas en tu boca

El consumo de gaseosas o refrescos es uno de los hábitos más dañinos para nuestros dientes. En primer lugar, porque suelen ser bebidas con azúcar. Y en segundo lugar porque, aun las versiones light sin azúcar, contienen ácido, que igual erosionan los dientes.

Las bebidas carbonatadas producen desmineralización del esmalte debido a su pH ácido (alrededor de 2.8 en la Coca Cola) que ablanda el esmalte que rodea las piezas dentales, dejándolas desprotegidas y siendo una presa fácil para las bacterias que producen caries. Esto es aplicable a la mayoría de las bebidas carbonatadas con o sin azúcar.

Es bueno saber que no debes cepillar los dientes de inmediato después de beber bebidas gaseosas, porque ese ácido ablanda la estructura de los dientes y en consecuencia, los hace más vulnerables a la abrasión dental.

¿Cómo limpiar tus dientes después de consumir estos alimentos? 

Compara valores de
tratamientos y
profesionales en Deenty.

Pide tu Evaluación

Cepillarse  inmediatamente después de beber causa más daño que bienestar y esperar un plazo de tiempo (30-60 min) brinda entre tres y cinco veces más eficacia para la protección del esmalte dental en lo que respecta a los efectos erosivos de las bebidas carbonatadas. En caso de no poder esperar ese tiempo el enjuague bucal es una buena opción.


Comments

comments