Hay muchas razones por las que se pueden perder piezas dentales. Las más comunes son por presencia de caries y tratamientos que se hayan hecho debido a estas; por enfermedades en las encías; o por traumas. Independiente de la razón, existen métodos para devolver la masticación, la deglución, el habla y la estética, que se han perdido tras la ausencia de uno o varios dientes.

Si te hace sonreír,
vale la pena.

Agenda tu Cita

Ya hemos visto, en otros artículos, formas de reemplazar las piezas que por distintos motivos se pueden haber perdido. Entre esas formas, ya conocemos las coronas y los implantes; pero esta vez nos enfocaremos principalmente en las prótesis removibles. Es importante recordar que el tipo de rehabilitación del paciente, siempre se conversa con el dentista especialista; las decisiones se deben tomar en conjunto con estos, de acuerdo a las necesidades de cada paciente, las posibilidades económicas y las características físicas que cada uno tenga.

 

¿Qué es una prótesis dental removible?

Primero es importante saber que las prótesis removibles no solo son meros instrumentos mecánicos que ayudan a la masticación, sino que al tener una, se entrega fuerza a los demás dientes, a las encías y al hueso. Estas prótesis pueden ser completas o parciales, dependiendo de la necesidad de cada paciente. El material de estas generalmente es una placa hecha de plástico acrílico o de metal a la que se fijan los dientes artificiales.

Para que un paciente utilice una prótesis removible, es necesario que el dentista tome un molde y lo envíe a un laboratorio, para que un técnico dental la confeccione de manera individualizada. Luego que ya está lista, comienza la etapa de adaptación, en la cual el paciente debe acostumbrase a esta y seguramente ajustarla algunas veces, hasta que quede cómoda en la boca. Por otro lado, al ser removible, el dentista debe enseñar muy bien los cuidados que se deben tener al limpiarla diariamente para evitar malos ratos, y más idas al dentista por consecuencias mayores.

A tener en cuenta: algunos pacientes podría desarrollar estomatitis subprotésica a causa del desplazamiento de la prótesis, durante el proceso de adaptación de esta. Generando dolor, dificultad en el habla y menor fuerza en la masticación. Pero todas son cosas que se mejoran una vez que se ha ajustado de manera correcta la placa. Otro inconveniente que se podría generar cuando no está bien ajustada, es que se acumulen restos de alimentos entre las encías y esta misma, provocando bacterias y a su vez, mal aliento. De este modo, tenemos que acostumbrarse a una prótesis dental puede tomar algún tiempo, pero con la visita regular al dentista, se va mejorando y la adaptación sería más rápida.

 

¿Cuánto tiempo dura una prótesis dental?

Usa seda dental
antes del cepillado

VER DENTISTAS

La duración de una prótesis removible depende de cada paciente. Obviamente hay algunos factores que ayudan a la duración de esta. La buena higiene oral siempre prolonga la durabilidad de las prótesis dentales, de hecho, podría durar toda la vida. Por otro lado, los controles con el dentista son claves para ir ajustando la prótesis y que el paciente siempre tenga una colocación correcta de esta.

 

Elementos que se repiten, independiente de si llevamos o no una prótesis removible, es una buena higiene oral y la visita periódica con tu dentista. No dejes pasar más de 6 meses entre un control y otro. Si no tiene un dentista de cabecera busca uno que se adecue a tus necesidades en deenty.com

Comments

comments